Consejos, hogar

¿Cómo decorar una habitación infantil de color verde?

¿Cómo decorar una habitación infantil de color verde?

Crear una habitación infantil en tonalidades verdes es una excelente idea para fomentar un espacio de serenidad y conexión con la naturaleza, donde el niño pueda jugar, descansar y soñar.

El color verde, con sus distintos matices, ofrece una paleta amplia y versátil que se puede adaptar a distintos estilos y preferencias. Aquí te ofrezco algunas ideas para transformar el cuarto de tu hijo en un refugio encantador y lleno de vida.

Verde caqui para una atmósfera de selva

El verde caqui es una tonalidad intensa y moderna que puede dar vida a una temática de selva en la habitación del niño. Este color se presta para combinarlo con estampados vegetales y elementos naturales como el mimbre o el ratán. Considera agregar una alfombra con motivos de dinosaurios y quizás una cama con diseño de cabaña para potenciar la idea de una aventura en la selva. Sin embargo, ten en cuenta que al ser un tono oscuro, es preferible usarlo en detalles y complementarlo con colores más claros para mantener la luminosidad de la habitación.

Un toque primaveral con verde pálido

El verde pálido puede transformar la habitación en un espacio suave y lúdico, evocando la frescura de la primavera. Combina este tono con muebles y accesorios de líneas sencillas y colores pastel. Una cama infantil con diseño de nube y ropa de cama en tonos suaves pueden complementar perfectamente este ambiente. No olvides añadir una alfombra mullida que invite a jugar y acomodarse en el suelo.

¿Cómo decorar una habitación infantil de color verde?

Un espacio zen con verde y materiales naturales

Para crear un ambiente relajante y zen, combina distintos tonos de verde con materiales naturales como la madera, el lino y el algodón. Muebles de madera sin tratar, un dosel elegante sobre la cama y estanterías sencillas pueden enriquecer el espacio. Las plantas artificiales en maceteros de mimbre o ratán añadirán un toque de frescura y vitalidad.

Muebles de colores para un toque verde sin pintura

Si prefieres no pintar las paredes, puedes incorporar el color verde a través de los muebles y accesorios. Un armario, una cómoda o una librería en tonos verdes pueden ser suficientes para dar vida al espacio. Complementa con ropa de cama, cojines y alfombras en la misma paleta para un look cohesivo.

Consejos para una habitación funcional y práctica

La habitación debe ser no solo bonita, sino también funcional. Asegúrate de tener suficiente almacenaje para ropa, juguetes y libros. Las cajoneras bajas permiten que el niño acceda fácilmente a sus cosas, fomentando su autonomía. Considera un escritorio con espacio de almacenamiento y una librería infantil a juego. Una cama alta con cajones debajo es una excelente solución para ahorrar espacio y mantener el orden.

Recuerda también la importancia de la sostenibilidad. Maisons du Monde sugiere no desechar los muebles que ya no necesitas. En lugar de eso, llévalos a puntos de recogida especializados para darles una segunda vida.